Dudas habituales sobre la Cirugía de lipedema – FAQS

proceso cirugia de lipedema en piernas

En este post trato de resolver tus dudas sobre la cirugía de lipedema. Vas a encontrar respuesta a las preguntas más habituales sobre las intervenciones que me he realizado en Med-plast Madrid. Mis comentarios son en base a mi experiencia personal, en esta clínica, en las 3 operaciones que me ha realizado el doctor Burgos de la Obra. El centro hospitalario donde se llevaron a cabo es el Hospital Virgen del Mar de Madrid.

¿Cómo saber si necesito una cirugía de lipedema?

Sin duda, es la principal pregunta y la más compleja. Para empezar, debemos tener un diagnóstico médico que nos confirme que tenemos lipedema.  Esperemos que sea cada vez más fácil acceder al diagnóstico.

Este lo puede realizar un médico especializado en vascular o un plástico especializado en lipedema, así como un médico rehabilitador, pero lo ideal sería que la primera criba la pudiese hacer un médico de familia.

Una vez tenemos el diagnóstico, es el cirujano especilista en cirugía de lipedema quién ha de pautar la intervención como tratamiento. Es posible que en algunos casos, las personas con lipedema no sean candidatas. Desde a tener pocos síntomas y presentar un estadio muy inicial a necesitar bajar peso antes de la cirugía. También se puede dar el caso que, por problemas médicos de la paciente, otras patologías o intervenciones anteriores, la cirugía no sea segura y se descarte.

¿La cirugía de lipedema es el único tratamiento?

Existe un tratamiento conservador, no invasivo, para mejorar o al menos no empeorar el lipedema: las medias de compresión de tejido plano. Además, se pueden realizar dietas y actividad física para perder peso (aunque no grasa lipedémica) o para al menos contener el lipedema. Este tipo de tratamientos se utilizan para que la condición no vayan a más.

Es posible que con los años aparezcan nuevas posibilidades, nuevas técnicas, especialmente para estadios iniciales, y las cirugías se reserven para casos concretos. Ahora mismo, es la opción más definitiva y óptima.

¿Cuánto cuesta la cirugía de lipedema?

Actualmente, se trata de un tratamiento que no se está tratando en la sanidad pública, por lo que es habitual recurrir a las clínicas privadas. En el caso de que la sanidad pública acepte el lipedema como enfermedad y que los seguros médicos también lo incluyan en sus coberturas, el coste no tendrá que ser asumido íntegramente por la paciente.

El tratamiento quirúrgico del lipedema ha de ser pautado por el especialista, que nos dirá si es lo indicado en nuestro caso y cuantas intervenciones nos tiene que hacer. El precio de las clínicas varía y siempre es por intervención, nunca por tratamiento completo.

En la página de Medplast se indica que el precio de cada liposuccion WAL es de 5000 euros, aproximadamente. Los precios pueden cambiar con el paso del tiempo.

¿El coste de las cirugías es el coste total?

Se ha de tener en cuenta tanto las pruebas preoperatorios, las medias de compresión de tejido plano, las sesiones de fisioterapia y, en el caso de no residir en la misma ciudad, los desplazamientos y la estancia.

Es importante remarcar que lo más habitual es que se necesita la ayuda de una personas muy cercana, tanto para salir del hospital como en los días posteriores.

¿Por qué no hacerlo todo de una vez, porqué tantas operaciones?

Sois muchas las que preguntáis por qué no se hace todo en una operación. Puede parecer que se hacen más operaciones por motivos económicos, pero no es así. El porcentaje de volumen que podemos perder en la operación tiene un límite de seguridad para que no nos pase nada. Así, este suele situarse en un 10% por del peso. Esa será la cantidad de litros de grasa que podrán succionar en la operación. Así que teniendo en cuenta el peso y la cantidad de lipedema de la paciente, así como otras variables, como posibles patologías, nos darán el número de cirugías totales del tratamiento.

Normalmente, para hacer las piernas enteras, incluyendo glúteos, hay que hacer un mínimo de 2 operaciones. Pero puede ser que el cirujano nos comente que son 3 o más. Los brazos se operarían en otra intervención, anterior o posterior a las piernas.

¿Por qué ponen un límite de peso?

Los límites de peso para realizar las operaciones tienen que ver con la seguridad. El riesgo de la cirugía de lipedema es muy bajo, pero si se realiza un intervención sin tener en cuenta los límites de seguridad relativos a la cantidad de volumen a retirar, ese riesgo aumenta. Ni el cirujano ni la pacientes quieren que esta se despierte en la UCI.

Aunque hay un límite de peso más o menos orientativo que podemos encontrar en webs y foros, será el cirujano el que nos diga si las operaciones son viables en nuestro caso. Se han de tener en cuenta la altura, la cantidad de lipedema o la de músculo y otras muchas variables.

¿Qué tipo de anestesia utilizan?

En el caso de las operaciones del doctor Burgos de la Obra en el Hospital Virgen del Mar, anestesia general. Pero el tipo de anestesia es una cuestión que decide el equipo médico: pregunta siempre, ya que en muchas ocasiones se realiza sedación y anestesia local.

¿Los resultados de la cirugía de lipedema son inmediatos?

En la cirugía se extrae la grasa, por lo que esa extracción sí es algo drástico, de tener a no tenerla. Pero los resultados no se ven al momento. Es por ello que habitualmente los cirujanos nos muestran las imágenes que captan para documentar las intervenciones: así podemos ver como queda la zona.

A las pocas horas de la intervención, hay edema e inflamación, por lo que podemos ver las piernas o lo brazos aún más hinchados que antes de entrar en quirófano. La recuperación es larga y la piel tarda más en recuperarse de lo que puede parecer.

También debemos tener en cuenta qué tipo de resultados buscamos. Se trata de una cirugía reparadora, en la que prima ser una solución de salud: menos dolor, más movilidad… Los resultados estéticos no son automáticos y varían en cada paciente. Seguir la pauta de postoperatorio de la cirugía de lipedema es muy importante para que la recuperación sea óptima.

¿Hay que cambiar de medias de compresión para el post operatorio?

El número de medias de compresión de tejido plano que nos puede hacer falta depende mucho de la cantidad que nos retiren, así como de la inflamación y el edema posteriores.

Las medias han de hacer su trabajo, tanto en el pre operatorio de la posible siguiente operación como en el post operatorio. De un caso a otro varía mucho, es algo a comentar con el fisio que nos trate y con el cirujano.

¿Es doloroso el post operatorio?

El dolor es algo siempre muy relativo a la paciente. De las tres operaciones, tuve mucho dolor los primeros días del primer post operatorio, aunque mejoraba mucho con la pauta de analgesia.

La última operación tuvo un postoperatorio mucho más tranquilo y llevadero en lo que se refiere al dolor. Sin embargo, al ser ya la tercera, con dos anteriores muy cercanas, y al quitar tanto líquido, me quedé muy débil.

¿Cuando recuperaste tu vida normal?

¿Cuando puedes volver a hacer deporte? ¿O a conducir? O más sencillo, ¿cuando puede salir sola a la calle? Lo cierto es que es cada testimonio que leáis va a ser diferente. Para mi, cada operación fue diferente y necesitó unos tiempo diferentes. Hay que intentar avanzar un poquito cada día, no agobiarse y tener claro que al final se consigue.

Para mi, fueron vitales las medias de tejido plano y los drenajes linfáticos, especialmente en la primera y en la última operación.

¿Cuanto tiempo de baja has estado en cada operación?

Es seguramente la pregunta más difícil de contestar y al mismo tiempo la que más nos preocupa. En mi caso, para la primera operación estuve dos semanas, pero tendría que haber estado 3. En las siguientes, las de piernas, estuve 4 semanas. Os encontraréis personas que han estado más y otras que han estado solo una semana de baja.

Mucha gente coge vacaciones para no tener que pedir baja, ya que pueden poner pegas para darlas. En Cataluña, no se dan bajas por operaciones de estética, así que es importante hablar antes con el médico de cabecera, comentarle el tipo de operación, llevarle el diagnóstico y comentarle que necesitaremos unas dos semanas de baja.

 

*** Este post se irá actualizando con dudas que se planteen en los comentarios o en las redes sociales.

2 Comments

  1. Hola Marta,

    Yo acabo de realizarme (el pasado jueves) una liposuccion WAL en muslos y flancos. Me gustaría poder hablar contigo y preguntarte algunas cosas. Tu blog me ayudó mucho a tomar la decisión de luchar contra el lipedema y te estoy muy agradecida por toda la información:)

  2. Hola Marta, muchísimas gracias por toda la información tan completa que aportas. Sin duda tu blog me ha ayudado a decidirme para pedir ayuda. Quería preguntarte: ¿Qué información te han dado acerca de lo definitivo de esta operación? ¿Desaparece el lipedema definitivamente? ¿o siempre habrá que cuidarse mucho y seguir algunas pautas concretas, y quizá volverse a operar?

    Gracias, un abrazo 🙂
    Pilar


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.