Crema de puerro y pera

crema de puerros y pera con tofu y zanahorias

Esta crema de puerro y pera no es solo para los que disfrutan de la vichyssoise, sino para todas aquellas personas que quieren ir un poquito más allá de la crema de calabaza o de la de calabacín. A veces da la impresión de que nos auto limitamos con las cremas y los purés.

Si bien yo soy una firma defensora de la comida que se mastica, ya que es una parte importante también de la digestión, las cremas y los purés son una buena forma de comer vegetales cuando hace frío. No nos vamos a engañar, hay que seguir comiendo vegetales crudos, y las ensaladas no faltan en mi mesa.

Pero un táper de esta crema de puerro y pera te puede reconfortar un día de frío en el que llegas tarde a casa. Puede ser también parte de tu batch cooking semanal para llevar al trabajo.

En este caso no es una receta con proteína. Aunque no pasa nada por cenar un puré o una crema, es importante tomar la proteína diaria que nos corresponde. No suele ser una buena estrategia ir al gimnasio y cenar un puré. Tampoco si es puré de champiñones. Los champis no son una fuente primaria de proteína vegetal. Los garbanzos, los frijoles, las semillas de cáñamo y la soja sí.

Siempre le puede añadir a la crema un poco de guisante o soja texturizada. Enriquecer un puré es esto.

Receta de crema de puerro y pera

¡La parte verde del puerro no se tira! Puedes hacer un caldo estupendo con otros «restos», como lo son las hojas de las zanahorias, las hojas de los rabanitos y los troncos de los brócolis. Todo esto es comestible y hay infinidad de formas de usarse, pero sin duda hacer caldo es lo más fácil.

Ingredientes para 2 o 3 raciones

  • 2 puerros grandes, sin la parte verde
  • 2 peras conferencia
  • 200 ml de agua
  • 20 g de margarina
  • 50 ml de crema de almendras, soja o avena
  • 1 cucharada sopera de aceite
  • 1 cucharadita rasa de pimienta
  • 1 cucharadita rasa de nuez moscada

Si no tienes crema, puede añadir leche de soja (por la parte grasa, la de avena casi no tiene) en vez de agua, unos 250 ml, y tendrás que dejar que se evapore más líquido.

Indicaciones

  1. Lavamos bien las peras y los puerros, bajo el chorro de agua. Que no quede tierra en los puerros.
  2. Cortamos la parte verde de los puerros, la reservamos para caldo,
  3. A continuación, cortamos en rodajas la parte blanca.
  4. Pelamos las peras, las cortamos a cuartos y le quitamos las pepitas.
  5. En una olla mediana, ponemos una cucharada de aceite de oliva.
  6. Añadimos a la olla el puerro y dejamos que se poche y coja algo de color durante unos 3 o 4 minutos, vigilando que no se queme.
  7. Añadimos las peras, el agua, un pellizco de sal y la pimienta.
  8. Dejamos que cueza a fuego medio o bajo, con la tapa puesta, durante unos 30-35 minutos.
  9. El puerro ha de quedar bien cocido y las peras se habrán deshecho.
  10. Añadimos la margarina, la crema vegetal y la nuez moscada y batimos todo hasta que quede una crema muy fina. Dependerá de tu batidora o de tu procesador de alimentos.
  11. Podemos corregir de sal o añadir más agua si nos ha quedado densa y volvemos a batir.

A mi me gusta ponerle tofu, tempeh o semillas de cáñamo a las cremas. No porque quede más bonita la presentación, que también, sino porque es una forma rápida de conseguir un plato único con proteína vegetal. Ideal para cenas improvisadas descongelando una ración de crema.

También podemos presentar el plato con vegetales al horno. Las cremas y los purés no tienen porqué ser aburridos.

Crema de puerros y pera con zanahorias al horno y tofu.
El sabor dulce de esta crema queda muy bien con tofu natural.

No comment yet, add your voice below!


Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.